Infidelidad

Le fui infiel a mi esposo

Tiempo estimado de lectura del relato 17 Número de visitas del relato 41.152 Valoración media del relato 9,24 (85 Val.)

RESUMEN

Por descuidada mi esposo se dio cuenta que le era infiel.

Hola mi nombre es Mariana tengo 32 años tengo 12 años de casada por descuidada mi esposo me descubrió que le era infiel, bueno hace ya más de 4 años que le fui por primera vez infiel a mi esposo y esto sucedió porque cuando mi hija entro a la primaria le dejan de tarea hacer trabajos en computadora y como no teníamos tenía que llevarla al cyber, pero mi esposo mejor compro una computadora para la casa, pues resulta que en una ocasión buscando una receta de cocina fui a dar a un chat y vi que tenía varias salas y por estado (ocio, amigos ,solo desmadre, sexo, infieles etc.).

Y pues me metí a la sala de amigos de mi estado y pronto empecé a chatear con varias personas y así por varias semanas chateaba un rato a diferentes horas del día y fui haciendo amistad con varias personas de esa sala, resulta que en esta sala (Hombres y mujeres) ya se conocían en persona se reúnen una vez al mes a desayunar y pues me fui metiendo en su grupo de amistad y bueno ya habían pasado varios meses y siempre me invitaban a los desayunos y no me animaba los amigos del chat me decían que todo era en buena onda, platicar en persona desayunar y conocerse en buen plan como amigos, pues me decían anda Mariana anímate no hay nada de malo todos somos casados (a) solo es salir de la rutina del día a día, y bueno me anime obviamente no le comente a mi esposo que chateaba y menos que iba ir a una reunión de chat.

Y bueno el día se dio mi marido se fue a trabajar me metí a bañar me arregle normal jeans blusa zapatillas  maquillaje ligero y me fui al desayuno y al llegar quede impresionada pues éramos varias mujeres (12) y 20 caballeros y fue verdad todos casados (como complot ni esposas y esposos sabían de estas reuniones) o sea todo el grupo del chat estaba reunido buena convivencia a escondidas, este grupo de amigos tiene un reglamento para pertenecer a este grupo y ser aceptado a las convivencias mensuales, ser casados, no crearse problemas, no intercambiar números de cel., no líos ni romances, toda la comunicación del grupo es por la sala de chat, skype y Outlook.

Bueno pues resulta que al llegar a la reunión rápido hice clic con… Roberto 35 años (tipo alto de buen ver buen vestir muy pulcro), Brenda 34 años (muy guapa mucha personalidad) Alan 38 años (estatura media atractivo buena onda), Javier 40 años (maduro atractivo hombre de gym) y como toda miembro nueva era yo el centro de las preguntas pero rápida me sentí en confianza con este peque grupo que mencione y muy especial mente con Roberto con quien más palique parecía que ya teníamos rato conociéndonos, lo chistoso es que en los meses que tenía chateando nunca habíamos cruzado letras con él, pues me parecía absurdo el nick que utilizaba en el chat (Atractivo35) y lo tachaba por petulante, presumido etc.

No es bueno juzgar sin antes conocer a las personas de viva voz, bueno pues el tiempo se me fue muy rápido al despedirnos la mayoría me pedía mi skype o Outlook y se sorprendían porque les decía que a un no tenia y ellos me daban el suyo apuntado en una servilleta. Se despidió de mi Roberto con un beso en la mejilla y un abrazo y sentí algo chistoso de esas sensaciones de agrado como cuando estas chica y el chico guapo te agarra la mano aparte que olía muy rico y me lleve su aroma que lo fui disfrutando mientras conducía a casa.

Al llegar a casa pues rápido encendí la computadora e hice mi cuenta en Outlook y skype y rápido agregue a Roberto quien en cuestión de segundo me acepto y rápido comenzamos a charlar Roberto me dijo que agradable había sido conocerme me felicitaba porque estaba yo muy bonita y que le había gustado mi forma de ser.

Roberto-- Hola Mariana que gusto haberte conocido me dejaste impactado eres muy bonita y que agradable eres, espero no molestarte con mis palabras es con todo respeto.

Mariana— Hola Roberto gracias a mí también me dio gusto conocerte y déjame decirte que le haces honor a tu Nick en el chat.

Y así chateamos por un buen rato conociéndonos más a fondo y transcurrieron los días  chateando a todas horas viéndonos por Cam, para serles sincera  me sentí flechada por él, pues apenas amanecía el día me sentía inquieta por chatear con él y verlo a través de la Cam despachaba a mi marido al trabajo y a mi hija a la escuela  salen de casa  prendía la computadora y él ya estaba esperando a que me conectara  y cierto día Miércoles  8 am por lo general me conecto a las 7:30 am Roberto ya estaba aspeando a que me conectara al skype.

Roberto--- Hola Mariana buen día, pensé que hoy no te conectarías ya me había puesto triste L

Mariana—hola buen día, perdón hoy si me fui a correr desde que te conocí no había salido a correr, y ya me está creciendo la lonjita, pero ya estoy aquí.

Roberto— cual lonjita que modesta! Si estas echa un porrazo amiga,

Mariana—hay como eres, si ya tengo lonjita.

Roberto—para nada amiga!  Oye amiga?

Mariana-- dime amigo!

Roberto-- Hoy esta de webas la oficina, te invito a desayunar puedes?

La verdad yo sin pensarlo y es algo que desde que me despedí de él con aquel beso y abrazo quería volverle a ver en persona.

Mariana-- si puedo!!! A donde nos vemos

Roberto -- te parece en la charamusca en media hora?

Mariana-- me parece bien pero en una hora, me tengo que bañar

Roberto—me parece bien, entonces ahí nos vemos va?

Mariana – va!!!

Bueno sin pensarlo mas cerré mi sesión y apague la compu me metí a bañar sinceramente me sentía  nerviosa excitada muchas cosas raras sentía en mi ser, me arregle muy rápido durante la ducha había escogido que ponerme  a mi esposo lo vuelvo loco cuando me pongo un short de mezclilla blanco muy cortito una blusa color amarilla entallada con cuello halter ( tirantes al cuello, una abertura en medio y espalada escotada sin nada abajo), zapatillas amarillas ( tipo sandalia ( de tiritas  con plataforma) me gusta cuidarme mucho los pies y traer las uñas tanto de las manos y de los pies pintadas con decorado francés, para lucir mis pies con unas zapatillas sexys, mi esposo tiene un fetiche le gusta que use mucha zapatilla descubierta con grandes tacones y plataformas y use shorts y minifaldas, pues soy de buena pierna, bueno pues en media hora yo ya estaba lista y en camino con el tráfico y la distancia llegue puntual, cuando me baje del carro y camine hacia el restaurante  recibí varios silbidos de los que pasaban y del chico del estacionamiento, entre y Roberto ya estaba esperándome al verme lo vi como abrió mas los ojos y leí la expresión de sus labios (wow!! Mamacita) con lo cual sentí como un escalofrió recorrió todo mi ser y a continuación sentí como se me subía el calor creo que hasta colorada me puse, me acerque a la mesa y de inmediato se paro me saludo con abrazo tomándome con ambas manos de la cintura y un beso que casi rosa mis labio, al sentir yo  sus manos en mi en mi cintura su labios cercas de los míos su respiración y su agradable aroma a loción al mismo tiempo me susurro, sentí una sensación muy  chistosa pues un escalofrió me recorría de pies a cabeza (estaba excitada)

Roberto—Amiga!!!! Que sabrosa te vez?

Me ruborice y solo sonreí y me senté, rápido entramos en conversación el no me quitaba la vista de enzima y yo por igual yo deseaba que me besara quería sentirlo cercas de mi, quería sentir el rose de sus labios en los míos, en ese momento se me vinieron tantas cosas a la mente, (como será hacer el amor con este hombre, quiero ser suya, al mismo tiempo mi subconsciente me decía, calma eres una mujer casada amas a tu marido y encasa no te hace falta nada, creo que el se dio cuenta de mi excitación y me dijo.

Roberto-- amiga!! Con todo respeto te ves buenísima, si no fueras casada y fueras mi amiga te invitaba a un motel

Era tanta mi excitación y mi deseo de ser suya que conteste en automático

Mariana… invítame!?

Mi subconsciente Mariana cómo es posible eres una mujer casada tienes una hermosa familia tu esposo te ama no lo hagas, pero mi excitación y mis deseo de estar con él eran superiores, Roberto rápidamente pidió la cuenta nos salimos y me subí a su carro toda nerviosa con la respiración exaltada y me temblaban las piernas, quiero contarles que yo hasta antes de conocer Roberto me consideraba una mujer muy centrada, mojigata con buenos principios y muy respetuosa de mi marido, el atuendo que hoy traigo puesto solo me lo pongo en casa para deleite de mi esposo nunca había salido a la calle así, de hecho para andar en la calle siempre ando de jeans o pants, me considero mojigata y de principios conservadores porque con mi esposo tengo una relación sexual liviana no le he permitido que me haga sexo oral y mucho menos me eh prestado a hacérselo y ciertas posiciones tampoco para ser especifica solo lo dejo que me lo haga el arriba o de ladito el me ha insistido en que lo hagamos de otras formas y que tengamos sexo oral pero yo no eh querido, le eh exigido que me respete y él lo ha hecho que a veces se le olvida y me vuelve a insistir, pero eh conocido a Roberto el ah hecho que algo dentro de mí se despierte. Camino al motel hemos ido charlando de muchas cosas menos de lo que vamos hacer y eso ha servido para relajarme, hemos llegado al motel, siento como nuevamente el frio y calor me recorre, estoy excitada ya me siento húmeda, Roberto baja su cristal polarizado en la bocina se oye la voz de una señorita quien dice que solo hay suite 5 estrellas disponible Roberto acepta  y la señorita le dice siga de frete hasta que vea el 32 esa es su suite, voy sumamente nerviosa y excitada  siento como me humedezco  cada instante mas, llegamos al cochera marcada con suite32 Roberto mete su camioneta cautelosamente en la cochera baja su cristal nuevamente y oprime un botón y se escucha como se va cerrando la cochera, mi subconsciente me grita desesperado no Mariana no lo hagas, Roberto se da cuenta de mi nerviosismo quien me dice.

Roberto-- estas temblando estas muy nerviosa, relájate?

Mariana—perdón es que nunca eh hecho esto.

Roberto—si no te sientes segura, no lo hagamos te parece?

Pero yo tenía ganas de hacerlo me daba miedo porque en mi vida sexual solo existe mi esposo quien fue mi primer novio y único hombre en mi vida pero deseaba tanto estar con Roberto.

Mariana—No se tengo miedo! Con decirte que nunca eh entrado a un motel y los en considerado vulgares donde solo entran prostis!

Y era verdad me case virgen con mi esposo éramos novios de manita sudada, y mi primera vez fue en mi noche de bodas y por mis prejuicios conservadores nunca le acepte a mi esposo ir a un motel, pues los considero vulgares y sucios.

Roberto—no te preocupes yo te entiendo, no pasa nada no es regla que se tenga que conocer un motel, pero hay de moteles a moteles y este es de los mejores que hay en la ciudad y acuérdate a mi me juzgaste sin conocerme, así que si te parece te invito a conocerlo, no aremos nada solo entremos pedimos una copa y platicamos va?

Mariana—ok me parece

Me sentí más relajada Roberto se bajo y me abrió la puerta me tomo de la mano, subimos la escalera  la puerta está abierta Roberto prende la luz una habitación muy grande y lo primero que mi vista  divisa es una cama redonda enorme  en medio cuelga del techo un correas es un columpio a un costado izq. Hay una mini pista con un tubo, al costado derecho hay un muro de cristal que divide el jacuzzi con la recamara en la parte frontal hay una mesa de billar a un costado del billar hay  mini bar con su barra de madera bien barnizada y cercas de la ventana hay un sillón chistoso (curvo multi posiciones) y muchos espejo muy grandes, de repente suena un timbre el cual me hizo saltar se me vino a la mente (mi marido) Roberto vio mi reacción y nerviosismo cuando sonó el timbre

Roberto--- calma no pasa nada, es la camarera que viene a cobrar la habitación

Eso me tranquilizo nuevamente Roberto pidió una botella de vino la cual rápido la llevaron me sirvió una copa la tome muy rápido y empecé a sentir como el calor recorría todo mi cuerpo, platicábamos amenamente Roberto puso música y me tomo de la mano y me saco a bailar me deje llevar estoy muy excitada  o Dios lo deseo quiero ser suya de repente el me recarga en el tubo me abraza o dios que es esto siento que escurro me siento muy mojada Roberto siente mi excitación me empieza a besar, le respondo  lo abrazo siento el rico aroma de su cuerpo mesclado con su loción, Roberto toma mis nalgas me aprieta contra el y me dice mmm que rica estas que nalgas tan mas apretaditas tienes, yo siento su excitación me aprieta más hacia el mis me separa me toma de los pechos me desase el nido de mis tirantes que abrazan mi cuello mis desnudo y pechos quedan al descubierto el me dice mmm que ricas tetas tienes, se inclina y empieza a lamerlos, oh dios mío eh perdido el control quiero  ser tuya le dije, Roberto me responde quiero que te coja, yo no estoy acostumbrada a esa palabra le conteste hazme tuya Roberto repite dime quieres que te coja, yo le dijo si hazme tuya, el dice dime que te coja y lo hago, entonces esa palabra no se medaba pero la dije si cojéeme, el me carga y me sienta en la mesa de billar desabrocha mi short blanco muy cortito me lo quita short bikini se va con el el lo palpa y dice. Mmm ya estás bien mojada me abraza nueva mente después con una mano agarra una de mis tetas y con la otra me esta dedeando, ohh dios que rico siento estoy sumamente excitada y mojada se oyen los chacual idos de mi húmedo sexo Roberto me dice mmm que cachonda estas que rica estas quiero cogerte yo le respondo siii cojéeme el me separa de el hace que me acuesta en la mesa mis piernas las pone en sus hombros el se agacha siento su respiración y su lengua en mi sexo, trato de reusarme aprieto mis piernas le digo así no el insiste sedo a sus deseo siento su lengua dentro de mi sexo no aguanto mas exploto siento como escurro con fuerza en su boca le digo que pena se me salió la pipi el me dice no pares no es pipi es tu rico jugo sexual el continua absorbiendo mis jugos.

Me digo a mi misma dios mío que es esto, como permito esto que nunca le eh permitido a mi esposo, oh que rico, de pronto siento su lengua en mi ano, grito no eso no, el dice siii y me mete su lengua en mi ano ohh dios que rico es esto vuelvo a explotar con fuerza medio levanto la cara y veo como lo baño con mi pipi, me vuelve a decir quiero cogerte le digo con voz alta y demandante cógeme ya me levanta y me dice pero antes mámamelo le cual le digo no!!! El insiste me dejo llevar me pongo de rodillas le quito su bóxer oh dios mio que es esto, esta enorme muy grueso no lleva nada de bello el me agarra del cabello levanta mi cara se inclina y me besa y me dice comételo quiero poner resistencia pero él me domina  aprieta mi cabello y me ordena que abra la boca, dios mío que estoy haciendo sedo a sus demandas  abro mi boca me ordena que se la lamba le digo está muy gruesa no me cabe el dice  es tu paleta lamela lo hago y sentí su sabor ese liquido transparente oh que rico sabe me ordena que trate de metérmelo a la boca lo hago sedo a sus peticiones lo meto y saco no me cabe mucho la tiene muy gorda, me digo a mi misma Mariana de lo que te has perdido tanto tiempo le digo a el mmm que rico lo tienes el me dice se llama verga, te gusta mi verga? Si me gusta, te gusta que contesta? Si me gusta tu verga, me dice ya quieres que te coja, le digo si ya cógeme méteme tu verga.

Entonces el me levanta me carga me sienta en la orilla de la mesa de billar me abre de piernas me ordena que me las agarre lo hago el empuña su verga me la frota en círculos la empieza a meter y casar poco apoco vuelve a frotarla en círculos así una y otra vez, oh entre mas me la mete mas me duele la tiene muy gruesa y así una y otra vez hasta que me la metió toda yo oh está muy grande gimo de dolor y placer lo empieza hacer con mas ritmo y fuerza el dolor se ha convertido en placer éxtasis sigo escurriendo eh mojado la mesa de billar y la alfombra  de repente el se zafa me levanta me voltea hace que pare mis nalga me agarra por detrás y empieza a metérmelo me lo está haciendo con mucha fuerza mis piernas me tiemblan siento que se me van las fuerza sigo escurriendo eh mojado mis zapatillas, se zafa me lleva a la cama me pide que me empine toda, no pongo resistencia siento nuevamente su lengua en mi ano luego empieza a lamer mis nalgas, su legua recorre mis piernas mi pantorrilla lame mis pies entre las correas de mis zapatillas y al mismo tiempo me dice estas bien rica desde que te conocí quería cogerte eso me pone más cachonda, me enviste nuevamente fuerte siento su gran verga dentro de mi y como sus huevos chocan en parte que rico, el me dice te gusta le digo si, es la primera vez que me cogen así, el dice así de perrito, ohh esta es la posición de perrito digo yo esta es la de perrito?, oh que delicia esta es la que tanto me pedía mi esposo que tonta soy me dije de cuanto placer me he privado, estoy gimiendo gritando  jadeando sin control.

De repente para se acuesta el con su verga grande gruesa toda erecta y me dice ahora te montas en ella, ohh me digo a mi misma otra posición que me ha pedido mi marido y no le eh cumplido veamos que se siente, obedezco me monto uff se siente más se siente diferente oh que rico el me dice que cabalgue que me mueva con ritmo, se da cuenta que no se el me toma de las caderas y me empieza a mecer entiendo rápido que ritmo quiere ohh uff que es esto que rico entonces el me dice así  cabalga que rico coges putita, ( putita << esta palabra me era intolerante sucia vulgar repudian té) pero no la sentí así me excite mas el lo noto y empezó a decirme así putita que rico te montas hoy llegara a tu casa bien cogida, yo respondí si así cógeme soy tu puta quiero estar bien cogida mi ritmo era mas y mas y mas intenso hasta que explotamos al mismo tiempo, sentí como se vino dentro de mi sentí un escalofrió como su semen recorría mi intimidada, quede exhausta, descansamos un rato y después volvimos a coger como locos nuevamente y al final me hizo que se lo mamara nuevamente y le agarre gusto se lo c como loca de repente siento como me tomo de la cabeza me apretó con fuerza y se vino dentro de mi boca con mucha fuerza y solo sentí como su semen recorría mi traquita no dejo que me zafara sino que me lo metía y sacaba y así tuve que comerme todo su semen el cual me gusto lo disfrute, esta es la primera vez  que me cogió Roberto y que le fui infiel a mi esposo.

La excitación me hizo hacer cosas que nunca había hecho y todo me gusto, ya en casa tuve remordimiento y más cuando llego mi esposo y me dijo que me amaba y me dije como le pude hacer esto, pero al otro día 7:30 am prendo mi compu y ahí está Roberto en línea y ese día nos volvimos a ver y me volvió a coger como loco y así fueron los primeras semanas diario me cogía un amigo le prestaba su departamento el cual era nuestro nido, Roberto tenía un fetiche le gustaba tomarme fotos de cómo me vestía para él y tomarme fotos desnuda y haciéndolo y yo lo acepte la gran verga de Roberto me tenia enviciada y no ponía yo resistencia a nada, empecé a cometer errores, mi marido empezó a sospechar hasta que cometí el error más grande no apague la compu y no cerré mi sesión de Outlook y skype y mi esposo las descubrió ahí se dio cuenta de todas mis charlas con Roberto y de las fotos de las cogidas que Roberto me daba. Mi marido me perdono.

Comparte este relato

2482
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios. Información. Si sigues navegando, entendemos que las aceptas. Aceptar