Sexo con maduros

Relato erótico

Me follé al dueño de casa

Tiempo estimado de lectura del relato 2 Número de visitas del relato 29.778 Valoración media del relato 7,88 (41 Val.)

RESUMEN

Disfruté de un momento plácido con un hombre maduro.

Lo que paso e serio fue inesperado me divorcié muy joven a los 29 años por lo cual tuve que mudarme a un departamento pequeño en la azotea de un edificio era pequeño pero muy cómodo allí conocí a Javier el dueño de casa un hombre de 59 años alto bien conservado para su edad yo soy una mujer blanca con bustos formados un trasero bien puesto me considero muy atractiva. 

Poco a poco nos comenzamos a tener confianza era muy atento conmigo y yo que en ese entonces estaba sola comencé a sentir una atracción por ese hombre. Un día llegue tarde a casa después de una reunión en un bar con amigas me percate que ya estaba cerrada la reja principal del edificio por lo cual llame a Javier le pedí que baje a abrir a reja.

Como siempre muy atento bajo me pregunto qué hacía llegando tan tarde y yo respondí con una sonrisa que había estado haciendo travesuras. Me acompaño hasta mi pequeño departamento cuando estaba a punto de irse lo sujete del polo y me lancé a sus brazos él estaba rojo de nervios pero no se contuvo y comenzamos a besarnos, me apretó fuerte de la cintura de pronto sentí su cómo crecía su miembro en la trusa no aguante la curiosidad y metí mi mano y saque su pene era un maravilloso ejemplar comencé a frotarlo mientras él me sacaba el polo y comenzaba a chupar mis tetas y a frotarlas con tal fuerza que me dolía pero también me gustaba me pidió chupársela y yo baje me garre de sus piernas y comencé a chuparlo como quien chupa una paleta me levanto me pego a la pared levantándome me metió su pene diciendo que le encantaba sentir me raja tan mojadita yo gemía de placer cuando me volteo me puso en cuatro y sujetando mí cintura con fuerza me clavo su pene grueso y comenzó a meterlo y sacarlo con fuerza yo sentía que me partían el alma pero era tan delicioso que gemía boquiabierta llegue en dos oportunidades el me pregunto si podía darme por el cuito le dije que no así que siguió dándome rico cuando estuvo por llegar me volteo y hecho toda su leche en mis senos fue delicioso.

Espero que les haya gustado mi historia.

Comparte este relato

4590
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios. Información. Si sigues navegando, entendemos que las aceptas. Aceptar