Sexo con maduras - Sexo Anal

Mi suegra es un deleite

Tiempo estimado de lectura del relato 10 Número de visitas del relato 26.432 Valoración media del relato 9,16 (51 Val.)

RESUMEN

Me dijo: “quiero que acabes rico… dame esa lechita” esas palabras me mataron se la metí completa a la boca y me hizo explotar.

No hay nada mejor que el cuerpo de una mujer con experiencia en la cama esa es la conclusión a la he llegado las maduras en la cama te hacen vivir...

He tenido 2 novias en toda mi vida (formales) y las dos de mi misma edad actualmente tengo 31 años, hay algo con las mujeres mayores que me hace sentir con más vida cuándo estas en la cama con ellas. Con mi ex novia todo se arruinó y fue por la falta sexo, ella era muy tradicionalista y religiosa cerrada si habíamos tenido sexo, pero ella siempre me salía con que se sentía impura con ella pasaban épocas en las que nos absteníamos de tener sexo, porque ella se sentís que no estaba haciendo las cosas bien. Pero bueno ella vivía con su hermana y su mamá el papa de ella se fue para Australia y jamás se volvió a comunicar con ella. Ella era una chica rellenita que se vestía muy bien y se veía muy guapa siempre cosa que había heredado de su mamá. En su familia que la formaban sus 3 tías y la mamá de ella todas estaba separadas de sus maridos mi suegra estaba igual solo que ella estaba con su novio (Koky, le decía ella a él) un viejo muy gordo empresario con mucho dinero que clara mente se notaba que ella era la amante de él, mi suegra la podíamos describir con 4 palabras " maldita, vieja, puta y amargada" yo siempre pensé que estaba mal cogida por Koky, ella les hacía la vida imposible a las hijas era odiosa por ratos, era una mujer pequeña, delgada bonitas piernas, casi sin culo y escasa tetas pero al ser tan delgado y de  muy buen vestir se veía bien ella era elegante siempre muy bien maquillada y su pelo bien arreglado.

Mi novia comenzó en un buen trabajo y estaba ganado bien le ayudo a su mamá a hacer uno arreglos en la casa y eso consistía en una remodelación del cuarto de ella en ese desorden  tuvieron quitar las cosa de una pared y entre ellas era el tv y el cable, mi novia trabajaba todo el día sábado y me pidió que fuera a su casa a ayudar a su mamá con lo del cable, yo había trabajado instalado de ese cableado y tenía varias de las herramientas para ese tipo de conexiones, aunque mi suegra era muy amargada siempre le eche el ojo no estaba mal la vieja y me llamaba la atención por cómo se miraba siempre ella robaba mis miradas cuando estaba en la casa de mi novia

El día que tenía que ayudara a hacer todos los cambios llego no mucho me gustaba la idea ir a trabajar en uno de mis días libres pero bueno tenía que hacerlo por mi novia cuando entre a su casa la vi con otros ojos estaba bien buena ese día unos short chiquitos de lona camisa de tirante y sandalias estaba maquillada como siempre ella y recién bañada ese día mi mete voló y me la imagine desnuda, trate de que aclarar mi mente y concentrarme pero no podía cada cosa que hacíamos me fijaba en su tetas su culo y en cómo se le miranda las piernas, bueno en todo yo colocaba la tv y hacia la conexión del cable  paso como una hora y media termine de instalarle todo y me pido ayuda con otras cosa que moviera aquí y allá los muebles y unas cajas en eso que ella de disponía a mover una cajas se agachó y veo que tenía puesto un hilo rosado, eso hizo que me pusiera tieso de la verga, la veía más y con más ganas aunque sentía que solo era el morbosidad nada mas de verla porque jamás  pensé en que se pudiera daría algo con ella, en todo eso ya se estaba dando la hora de comer algo, le pregunte que quería comer y si íbamos a comer o pedíamos ahí, ella como estaba en esos afanes de dejar todo bien en su casa me dejo que si podíamos pedir algo mejor y así hicimos pedimos de comer pollo y unas cosita más, el pedido de comida llego y nos dispusimos a comer como había desorden por todos lados la mesa de comedor estaba ocupada con cosas, quitamos todo de la mesita de centro de la sala y ahí íbamos a comer en el sofá,  ella fue a sacar una cerveza y me dijo que si quería una yo, le dijo que no, nos sentamos juntos en sofá no podía evitar verla y tenerla ahí cerca me comenzó a pasar factura sobre la verga que se me poso dura yo intentaba taparme y hacerme el menso pero cada movimiento que hacia la seguía con la mirada intente calmarme y pesaba en cada pendejada y si la emborracho y me la cojo así y si le ofrezco dinero por una mamadita.

Ella noto que estaba nervioso y me pregunto que es lo que tenia yo le dije que nada que después de la comida solo algo de sueño ella me dijo que me acomodara en el sofá que ella solo recogería todo lo de la comida cuando ella se movió mi mirada fue derecho a su culo a ver el hilo y ella vio mi movimiento y se dio cuenta que la estaba viendo con ojos picaros, yo pensé que pendejo soy se dio cuenta, cuando ella regreso traía un suéter amarrado a la cintura y me dijo ya se porque estabas asi de nervioso, yo vine y le dije que me perdonara que no le quería faltar al respeto, ella me dijo que tranquilo que tanto tiempo de que no hay hombres en su casa que se le olvidad esos detalles, que yo no me preocupe que eso en normal en los hombres pero le seguí pidiendo disculpas, yo trataba de no verla más y cuando lo hice note que sus pezones estaban paraditos yo no me podía relajar estaba muy erecto y ella seguía viéndome nervioso, ella me dijo que me podía hacer una pregunta y le dije que si me pregunto si ya había tenido sexo con su hija, claramente no iba a dejar perder a mi novia y le dijo que no, que ya sabía cómo era ella con lo de la religión y que no, mas no sabía lo gran mamadora de verga que era, ella me dijo que ahora entendía porque es que yo estaba de esa forma, me dijo que como ya estábamos en confianza me pregunto que si debes en cuando me la tenía que jalar, yo muy  nervioso no me espera que me dijera eso no encontraba las palabras, ella ya lo hizo para jugar con mis nervios ella me dijo que me calmara que solo era un pregunta fácil de contestas.

Yo visiblemente nervioso me tapaba como podía porque me erección se notaba demasiado ella me insistía que me sentara bien y que me relajara, ella misma me movió las manos y se dio cuenta de lo que estaba tratando de tapar, ella se quedó sorprendida de como estaba de empalmado ella puso nerviosa al verme así y me dijo “hijo por dios no pensé que estuvieras de esa forma” nos quedamos callados como por un minuto y ella me dijo viéndome a los ojo: “sé que después me voy a arrepentir de esto” y puso su mano sobre mi paquete y me comenzó a acariciar sobre el pantalón no podía cree lo que estaba haciendo me eche para atrás para que pudiera sentir mejor mi verga la vi a los ojos y me abalance a darle un beso ella me lo recibió de gran forma no dejaba de pasar su mano sobre mi bulto le puse una mano en la cintura y busque sus nalgas ella se movió a ponerse encima de mí para besarnos mejor ella me besaba como loca y yo la tome de las caderas y la restregaba en mi paquete eso la calentó mucho en un movimiento rápido le quite la blusa y desabroche su sostén quedaron al aire sus tetitas algo flácidas pero ricas para mamar estaba que era fuego esa hembra ella me quito la camisa y la abrase sentí su piel tersa en mi pecho eso me encanto ella fue bajando por mi pecho besándome y pasándome la lengua, era toda una putita me desabrocho el cinturón y después el botón de mi pantalón se bajó de donde la tenía y se puso de rodias frete a mí, mi verga salto como resorte cuando saco mi pantalón y calzoncillos de un solo tiros, y dijo a darme una mamada que creo que recordare toda la vida, me acomode en el sofá para disfrutar de mi rica chupada de verga, solo miraba que se daba gusto con mi verga ella saco todo su repertorio lingüístico para mí no quería terminar ella me comenzó a masturbar con las dos manos visiblemente cansada de la calidad de chupada que me estaba dando y me dijo: “quiero que acabes rico… dame esa lechita”  esas palabras me mataron se la metió completa a la  boca y me hizo explotar, no se  leche de cuánto tiempo tenia acumulada pero fue riquísimo, creí que se tragaría la leche, porque su hija así me tiene acostumbrado pero ella no se la trago, algo me había choreado por la verga y los huevos  más lo que tenía ella en la boca, ella busco una lata de soda bacía que está ahí y ahí la deposito la corrida yo estaba infartado de la calidad de mamada que me dio se levantó y fue al baño por papel para limpiarme y limpiar el sofá que tenía residuos de seme, donde no pudo tener más en su boca, me dio papel y ella limpiaba el sofá, ella creía que iba a ser todo el viejo quizás así la tenía acostumbrada.

Me acerque y le agarre las tetas y vio que yo estaba igual mi erección no se había bajado, ellas se quedó sorprendida, la tome por detrás y le desabroche  el short se lo baje y quedo solo en el hilo rosado yo le topaba toda la verga en sus nalgas y mi mano se dirigió a su vagina metí mis dedos y sentí que estaba depilada y además pude sentir que estaba mojadisima, me senté en el sofá me incline para adelante y la hice que se viniera de espaldas a mí,  le hice de lado el hilo y la fui dejando caer sobre mi verga como ella estaba mojadisima fue fácil metérsela toda ella solo pujaba de placer al sentir que la tenía toda adentro, ella comendo con el mete y saca, ella se estaba matando solita me daba unos sentones deliciosos, la hice que se acostara sobre mi para abrirle las piernitas en lo que la tenia bien ensartada, mi ritmo aumento y en cuestión de segundo hembra se estaba viniendo con un rico orgasmo, se bajó de enzima de mi y se acostó en el sofá conmigo agitada, de inmediato me coloque sobre ella y le quite el hilo comencé hacerle un masaje con mi dedo gordo sobre el clítoris y con mi verga en la entrada de su vagina, otra vez la estaba penetrando puse sus piernas en mis hombros y termine de meterle toda la verga, le pedí que cambiáramos de posición y la puse de perrito y le metí de nuevo la verga yo la tomaba de las caderas y la movía a mi antojo, le daba nalgadas y ella me pidió que le diera mas fuerte cosa en que la complací, al tenerla asi tenia un panorama delicioso del hoyo de su culo, yo le estaba dando a buen ritmo y puse mi dedo en el culo ella suspiro y puso su manos sobre las nalgas y me dijo: “dame rico por el culo… quiero sentirte dentro de mi”,  yo saque mi verga de su panocha y le hice algo que después me confeso que jamás le habían hecho, me baje con mi boca a meterle la lengua en el ano, se lo comí y estaba delicioso ella dijo: “ que delicioso eso puta que rico se siente” cuando sentí que estaba bien lubricada con mi saliva la apunte con mi herramienta al culito y despacio le la comencé a dejar ir, ella solo me decía: “ despacito mi niño… despacito que se siente rico como me la metes”, cuando llegue al tope ella estaba mordiendo su blusa se la empecé a dejar ir y venir, ella hizo algo que me encanto apretó de tal forma su culo que fue insoportable me vacíe por completo en sus entrañas a ella le temblaba las piernas fue tan fuerte mi orgasmo que ni sentí cuando ella se vino también, quedamos sin fuerzas los dos y por unos 5 minutos todo fue silencio incomodo, ella me dijo:  “hay que limpiar estos y darnos una ducha” se levantó y comenzamos a ordenar todo me dijo que me duchara y entre a su cuarto a  la ducha en eso estaba y ella entro al baño se sentó en el inodoro se limpiaba los restos del ano y de la panocha y ella me dijo: “la cagamos verdad” mi respuesta fue “yo no pienso decir nada de lo que paso hoy y ¿usted?” ella: “ yo menos… pero se tiene que repetir verdad”, tuvimos 5 encuentros más que se los iré contando poco a poco….

 

Si hay alguna mujer madura que quiera hablar de sus experiencias conmigo colegiojb2014@gmail.com si quieren un pack de fotos coméntenme y al correo.

Comparte este relato

3570
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios. Información. Si sigues navegando, entendemos que las aceptas. Aceptar