INICIO » Sexo Oral

La historia de Evelyn

  • 7
  • 6.510
  • 9,27 (11 Val.)
  • 1

Evelyn (1,55 cabello castaño claro corto, ojos marrones, delgada, buen físico) es otra amiga que, al igual que yo, también gusta de cumplir con apuestas de tipo sexual...

A ella al igual que a mi le gusta jugar al básquet y su historia trascurre en la plaza en la que a veces jugamos.

Días anteriores la habían desafiado a hacerle sexo oral a un hombre mayor con edad suficiente como para ser su abuelo o más, de preferencia en algún lugar público. Ella disfruta de hacer retos en lo sexual y aunque nunca había pensado que podía ser capaz de llegar tan lejos la oportunidad se le presenta...

Estaba ella tirando unos tiros sola en la cancha, algo aburrida... Ve un señor muy mayor (delgado, canoso, algo más alto que ella, buen aspecto general... Un “abuelito”) que está paseando su perro…

- ¿Podría ser el candidato?... -se preguntaba ella

Aprovecha que uno de los rebotes cae en la dirección del señor mayor para acercarse y hablarle...

-hola que lindo perro- dice ella

-sí, aunque ya está algo viejito como el dueño- contesta él (el perro era un Golden Retriever, muy lindo, pero de avanzada edad)

-su nombre? Pregunta ella

-Dorado, no soy muy original para poner nombres- responde él

-Pero yo decía el suyo- continúa ella

-ah, me llamo Orlando… puedo preguntar el tuyo?

-claro me llamo Evelyn… sos casado? -dijo ella

-hace mucho que quede viudo- contesto él

-se sentirá muy solito… yo no tengo novio ni nada -dijo ella intentando provocarlo

-la verdad es que así es, mi única compañía es mi fiel amigo aquí presente (señalando al perro) mis hijos hace rato que viven con sus parejas y se han mudado lejos así que rara vez los veo – contestó él

-yo también me siento solita…- dice ella, continuando su provocación

-sos una chica joven y linda seguro que pronto vas a conseguir novio- responde él

-de verdad cree que soy linda? -pregunta ella

-por supuesto- responde él

-pues la verdad es que nunca tuve sexo, y tengo muchas ganas de ver como es una pija, pero no me siento lista para tener sexo de veras... -dice Evelyn

-y la verdad es que me gustaría chupársela ahora- continua ella, directa al grano

-seguramente encontraras mejores candidatos que yo para eso- dice él

-sí, puede ser, pero otro por ahí me quiere coger y yo no quiero eso, y por ahí ya no me animo a encarar o pierdo las ganas, si lo hacemos acá va a ser como quiero yo solo chupar y vos me vas a respetar eso y otro no se… además veo que ganas no le faltan (tocando su pene con la mano que se encontraba erecto) -dice ella.

Sin esperar a que responda le desprende el botón de su jean y le baja el slip descubriendo su pene e inmediatamente se inclina poniéndoselo en la boca.

Como ella no quería ser descubierta usa un ritmo acelerado, ella ya había chupado antes varias veces y sabía cómo hacer acabar rápido a un hombre…

Al poco tiempo ella nota que él ya está por acabar...

-no te preocupes podes acabar en mi boca – dice ella sacando el pene de su boca solo lo mínimo necesario para decirlo.

Al poco rato, así pasa y ella recibe y retiene el semen en su boca, se para y se lo muestra, así como también como lo traga.

Luego vuelve a inclinarse y con su lengua limpia el restante semen asegurándose que no quedara nada restando en el miembro de él.

Le pregunta a él si lo disfruto y él le dice que así fue.

Se despide de él diciendo.

-Muchas gracias por su leche, me gustó mucho

El tomar la leche no era parte de su prueba, pero a ella le gusta hacerlo (me dice que siempre al menos la prueba).

Nunca más se vieron y cuando ella dijo a sus amigas que había cumplido con su prueba nadie le creía, claro yo le creo porque también he hecho mis cositas… (Los invito a leer mis otros relatos).

Como supondrán este relato me fue contado por su protagonista y aunque no forma parte de mi grupo es una de las tantas amigas con las que hablo de sexo… esto fue algo que ella quiso contarme, luego yo también le conté algunas de las cosas que hice y que yo he compartido (y si Dios quiere lo seguiré haciendo).

****************************

Parte 2

Bastante después, de lo que les acabo de comentar me vuelvo a encontrar con la misma chica en el mismo lugar.

Tiramos unos tiros y aprovechando que estábamos solas intento que me cuente alguna otra de sus historias.

-che... Hiciste alguna otra cosa más... ejem hot, desde lo que me contaste la última vez que nos vimos – pregunto yo.

-no - contesta ella con algo de bronca en su tono.

Yo no creía que le hubiera molestado mi pregunta, y curiosa como soy insisto

- no jugaste más con tus amigas? - Pregunté yo

-no, me enojé porque no me creyeron que había cumplido la prueba (ellas en general por lo que me contó usan un sistema similar al nuestro y las pruebas no solían ser tan fuertes, al parecer era de hecho la primera vez que pedían una prueba netamente sexual) – contestó ella

- yo con mis amigas ahora estoy jugando re poco cada vez menos – le digo

-si querés y consigo que alguna de mis amigas acepte te podría unir a mi grupo... Si es que te interesa claro – continuo

- sería interesante, extraño la adrenalina de los juegos y pruebas hot -contesta ella

Ese día ambas llevábamos ropa deportiva dado que la intención era ir a tirar unos tiros, pero claro lo hot me interesa más por lo que en realidad casi no habíamos tirado nada y al ver que ella tenía al menos algo de interés en mi propuesta decidí ir por más...

- lo único es, que antes de hablar con mis amigas, te voy a pedir que hagas ahora algo hot... no porque no te crea lo que hiciste sino porque si no estás dispuesta a eso mucho menos lo vas a estar a hacer cosas más atrevidas... Me tenés que mostrar la bombacha... le digo.

Ella piensa unos segundos, lleva sus manos a los pantalones jogging que llevaba y se los baja con fuerza dejando que caigan casi hasta sus tobillos, en la cancha estábamos solas pero podían llegar a verla de más lejos.

Obviamente yo no esperaba que ella lo hiciera así, pensé que solo me mostraría un poco bajándose apenas el pantalón y/o iríamos a algún lugar más cubierto y es más, al parecer no tenía apuro por vestirse a pesar del riesgo.

Le hago una seña como que ya era suficiente y ella sin demasiado apuro vuelve a subir su pantalón.

-segura que no querés que haga nada más fuerte – pregunta ella.

-en pruebas estoy dispuesta a hacer casi cualquier cosa, sexo solo chupar eso sí... es que aun yo virgen -dice ella al parecer algo avergonzada por serlo.

- no te preocupes no llegamos tan lejos, en general solo exhibirnos, besos entre nosotras con algo de manoseo y lo más fuerte masturbarnos delante de las otras, si no querés penetrarte mientras te masturbas lo podes hacer con la bombacha puesta y se toma cumplida en ese cao cuando la humedad es más que evidente, las pruebas son siempre con al menos una de las participantes como testigos (en caso que no sean in situ y delante de todas) justamente para evitar el problema que tuviste vos – contesté.

Le expliqué bien como lo hacíamos (un juego strip y la que pierde estando ya desnuda paga la prenda pudiendo haber una o dos perdedoras dependiendo del juego y las circunstancias).

Ella parecía más que interesada así que le pedí su número para llamarla en caso de que alguna otra de mis amigas se prenda y de esa forma poder organizar.

-eh... Si lo consideras necesario yo ahora tendría que hacer lo propio – le digo, refiriéndome a mostrarle la bombacha, aunque en verdad no deseaba tener que hacerlo... Al menos no como lo había realizado ella.

- no, no hace falta... Eso sí, en caso que pasen muchos juegos y no pueda verte desnuda y lo tenés que hacer, y si pasa mucho y no podes armar algo de a varias chicas hagamos algo nosotras dos aunque es más divertido de a varias.

Finalmente quedo en llamarla consiga o no más gente y me despido de ella.

(9,27)