INICIO » Gays

Buena parada rumbo a casa

  • 3
  • 10.372
  • 9,09 (32 Val.)
  • 1

Hola buenas noches, esté es mi primer relato es 100℅ real y espero les agrade.

Mi nombre es Mauricio y soy un chico bisexual de México muy precoz desde niño y muy morboso, en una ocasión regresaba de ver a mi hermana que vive a las afueras del estado. El camino me toma aproximadamente unas dos horas y media sin tráfico pero en ocasiones me he llegado a tardar 3 horas, tome el camino rumbo a mi casa algo decepcionado pues tenía el plan de buscar el cine porno de la región aprovechando que podía estar todo el día fuera, pero al encontrarlo estaba cerrado y ya con resignación me dispuse a regresar a casa esperando no dormirme mirando el amplio paisaje de campos de maíz y zonas de campo abierto (muy rural la zona)  donde la hierba es tan grande como una vil selva.

Ya llevaba 30 minutos cuando subió un hombre de unos 35 años moreno de buen cuerpo y vestido con ropa de ejercicio quien se sentó en el asiento de al lado mío e inmediatamente comenzamos a intercambiar miradas y sonrisas que al inició fueron de cortesía, pero después fueron de coqueteo, al poco rato noté como frotaba su mano sobre su entrepierna y eso me cslento, lamia mis labios y los mordía hasta que me hizo señas de que nos bajáramos a lo que accedí sin pensar.

Al bajar nos presentamos y note que estábamos en una zona amplia con bastante vegetación y la única muestra de civilización era la carretera frente a nosotros, al ver que éramos las únicas Alamas en ese sitio lo abrace del cuello y lo bese a lo que él respondió sujetándome contra el muy fuerte, me miro y me dijo que esa tarde sería su novio, su putito.

Nos fuimos besándonos y manoseando hasta meternos entre una gran cantidad de hierba cerca de unas vías de tren hay yo muy impaciente le baje el pants con todo y bóxer hasta los muslos y pude ver su hermosa verga de 17 cm morena con bellos hermosos que cubrían gran cantidad de pelvis y muslos, de inmediato comencé a mamar esa verga, me la comía hasta donde podía hasta sentir ahogarme, lamia sus huevos y lo escuchaba gemir, lamia chupaba su verga como si me fuera la vida en ellos hasta que me dijo que me detuviera y así lo hice el acostó en el pasto y me bajo el pantalón hasta los tobillos me lavanco las piernas y empezó a tocar mi culo tan rico y suave que la verga la tenía roja a explotar entonces me comenzó a chupar mi pene tan rico que gemía y gritaba un poco después me dijo que colocara en 4 patas y así lo hice parando el culito lo mejor que pude, entonces le me dio una chupada de ano tan deliciosa que sentí que se dilato tanto que metió un dedos sin problema después paro de chupar y empezó a meter su verga despacio y tan rico que yo solo podía jadear me penetro completamente y empezó a cogerme fuerte y rápido solo podíamos escuchar nuestros jadeos y el sonido vocacional de algún carro que pasaba a gran velocidad sin saber lo que ocurría entre la hierba.

Seguimos cogiendo hasta que mis piernas dolieron entonces hincado me quito todo el pantalón quedando solo con playera y tenis el me cargo como si fuera un kohala y siguió dándome hasta que me dijo que faltaba poco para venirse me bajo y se paró y yo hincado recibí feliz su semen en mi boca llenándome totalmente mientras yo me masturbaba acabando casi a la par con él, después me pare y lo bese dándole de su semen en la boca. Nos limpiamos intercambiamos números y cada quien tomo un bus distinto pues me dijo tuvo que haberse bajado muy antes.

Espero le haya gustado y espero poder contarles más experiencias, así como espero poder llevar una morbosa amistad con ustedes incluso si se puede follar jejeje hasta pronto besos.

(9,09)