INICIO » Categoría » Poesía Erótica

Poesía Erótica

Ágata

Es esta la historia, la de un solo día,  de una divina mujer prometida,  de nombre Ágata, preciosa joyería,  de talle fino, ella su cuerpo cuida,  culo duro y unas tetas de fantasía,  ardiente como una brasa encendida,  que a su novio deja p...
Leer más

Piel caliente

Sus pies desnudos mucho me excitaban,  posados sobre la alfombra mullida.  Sentada en el sofá, aún seguía vestida; sus muslos en su falda se apretaban.  Sus redondas tetas me reclamaban  bajo su blusa: "quítatela, vida"; y me obedeci&oacut...
Leer más

Mójame la cara, sacia mi sed

Rosa, era el color de sus labios los de arriba y los de abajo, también lo era de su tanga, pequeño, minúsculo. Sólo asomaba por detrás, un poco al agacharse, nada propio de alguien tan joven, tan fresca, lan limpia, tan dulce, y sobre todo, con tanto olor a vi...
Leer más

Mi padre, su semen, mi embarazo

Blanco, blanco, blanco, blanca es la leche que me das, espesa, caliente, de olor intenso, la que cae sobre mi lengua, sobre mis ojos, la que me entra y me deja preñada.   Cómo amo esa leche, cuando baja por mi garganta, la que unas veces dejas en mis pechos, y o...
Leer más

Artesanales

Si te meto mi rulo, que te sepa muy rico porque yo te dedico lo que nunca reculo.   Por tu cuerpo deambulo, con mi dedo te pico lo que no disimulo, lo que siempre suplico.   De la verga me pulo cada vez que te aplico mi voraz abanico de deseo que no anulo....
Leer más

Arte

¿Qué hay en el lienzo? Unas curvas, una salida. Una mujer que guardó las alas.   Y veo en la pintura, Dentro de la artista, Un gemido, de placer.   Me envenena, me reclama Me hace sentir.   Todo puede terminar en un orgasmo, Artista ...
Leer más

Leche en la garganta

Llegamos a la habitación, yo estaba asustada Era un lugar frío, oscuro, sin salida Todo estaba en silencio, salvo el reloj Permanecí quieta, qué más podría hacer Él se desnudaba, inquieto y necesitado Ya me estaba mirando, como una presa m&a...
Leer más

Fuerte sensación

Levanta, levanta mis piernas, mi amor, Apártalas al ancho y estira de lado a lado, Tan amplio como puedas, con fuerza al costado: Nada te preocupe, si ves que siento dolor. Así, mi amor, empuja hasta llegar al profundo De mi grieta con tu carnosa lengua roja, Donde con ext...
Leer más

Causas y efectos

Tienes esa sensualidad que me atrapa, que me hace desearte más de lo habitual. Solo tú sabes encender todos mis sentidos y los que aún no son visibles al ojo humano, pues tu imaginación misma hace crear grandes espectáculos amatorios que ni los mismos dioses po...
Leer más

Oda al pecado

Noche cálida, al lado mar, que es testigo de amores fugases, como estrellas perdidas en el cielo infinito. El escote marca las doce, hora de desengaño y pasión en derroche, tus caderas detienen dicho tiempo, al paso tan firme y ligero. Como diosa perdida entre el gentío,...
Leer más
de 10 «
*Acceso rápido: Nº de página y enviar