INICIO » Categoría » Sexo con maduros

Sexo con maduros

Una joven pasa una tarde inolvidable

María era una chica sudamericana, joven, gordita, su piel era de color canela, su cabello negro y sus ojos color café. Paseaba por un parque cuando se le metió una china en un zapato. Se sentó en un banco para sacarla. En el banco estaba sentado, Pedro, un español de 44...
Leer más

Yo, Carmen la puta (Parte 2)

Pasaron unos días, y mi vida continuó su cauce normal. A diario, me levantaba temprano para dejar las cosas de la casa preparadas, y me iba a trabajar. En la misma calle en la que vivíamos, un hombre que regentaba una pequeña tienda de ultramarinos tenía la intenci&oacu...
Leer más

Follada por un maduro de 48 (Parte 2)

Ahí me encontraba, en la cama de Julio con mi boca llena de semen, luego de la mamada que le había hecho me acosté en su cama y empezó a acariciar mis piernas desde mis muslos. -Ahora vamos con lo principal vas a ser mía. -Dicho esto abrió mis piernas a lo cua...
Leer más

Romper la rutina, dos pendejas de regalo

Cuando se carga con varios años de casado en el debe de la vida, y se llega al balance final de la gestión, la rutina suele ser casi siempre el saldo deudor de nuestro porvenir. Con el síndrome de los cuarenta realicé el balance de la gestión como individuo. La rutin...
Leer más

Follada por un maduro de 48

Me llamo Andrea, tengo 24 años y esta es la historia de cómo me folló un maduro de 48 años cuando tenía 20. Yo desde que entre en mi adolescencia empecé a desarrollar un cuerpo bonito 80-64-94 resaltando mucho mi trasero y caderas que son muy grandes y midiend...
Leer más

Un colegio especial

Otra vez estaba llegando tarde. Fabiana se apuró a entrar al salón de clases confiando en pasar desapercibida, pero grande fue su sorpresa al encontrar a sus compañeros en pleno silencio, concentrados en sus pupitres escribiendo algo. Recordó al instante que esa mañana ...
Leer más

El poder de la lujuria

Cuando intentas abrir tus ojos, percibes que ha pasado mucho tiempo, pues puedes ver un pequeño resplandor en la ventana que indica que se ha hecho de día. Haces amago de levantarte, pero estas tan a gustito a mi lado, que desistes, y te acoplas de nuevo a mi cuerpo y cierras tus ojos de nu...
Leer más

Incordio

Las semanas de examen son, literalmente, una condena. Recuerdas perfectamente cuando estudiabas en esas aulas, esas mismas asignaturas y casi con los mismos profesores, por eso tu nivel de empatía es enorme, lo que no resta sufrimiento. Durante toda la semana, metida en el cuarto, estudiando, haci...
Leer más

Fabiana y el conserje

Esa tarde de viernes lo último que quería hacer Fabiana era soportar la aburrida clase de Filosofía. Al sonar el timbre, simuló dirigirse al salón de clases, pero siguió su camino por el pasillo hasta el final del mismo, donde una escalera llevaba hasta el primer...
Leer más
de 34 «
*Acceso rápido: Nº de página y enviar