INICIO » Categoría » Ahogo

Ahogo

  • 2
  • 12.012
  • 9,50 (2 Val.)
Atado a un poste con las manos atadas hacia atrás Daisuke se traga toda la polla y semen de Takeru.

La polla está recubierta con los jugos salivales de Daisuke, este tiembla, ambos tiemblan, están tan desesperados por gozar.

-- Lámelos -. Fué una orden muy estricta

Daisuke lo hizo, de todas formas no tenia ninguna opción a decir que no, mientras está succionando y lamiendo la cabeza, Takeru enrolla sus manos en su cabello y empuja su cabeza hacia abajo sobre él, empuja más, hasta sentir los dientes de Daisuke mordiendo casi su polla salvaje y luego empuja un poco más, su saliva cubre su polla y empieza a levantarlo, le empuja un poco, haciendole mirar, arrancandole casi de los pelos diciendole muy desesperado

--Usa tu boca solamente

Le empujó otra vez y Daisuke se concentró en relajarse y abrir su garganta. sentía que la cabeza de la polla de Takeru penetraba el estrecho anillo de su garganta, le sostuvo allí, tirando ligeramente sobre su cabello, hasta que ya no pudiera respirar, al conseguir mas de 3 arcadas le dejó respirar.

Despues de cuatro segundos empujó de nuevo. Los ojos de Daisuke se desgarraban, su nariz chorreaba fluidos tambien y sentía sus dos manos temblar sin parar en aquel poste

La polla de su amante resbalaba en su garganta más profundamente que nunca, y entonces Takeru se corrió en su boca, más ahogamiento

Fué tan repentino que a Daisuke le entró el pánico, su boca se llenaba de semen al igual que su nariz y sentia bajar aquel liquido blanco por sus pulmones, estaba muy nervioso y trató de sacarlo, pero Takeru lo mantuvo en el lugar bombeando su semen en él

Tenía miedo de que su cabeza explosionara de la explosión caliente que sentía, en sus oídos sonaba los latidos fuertes del corazon sonando, sus ojos se sentían abultados, sabía que debía respirar pronto.

Takeru sigue eyaculando, sigue bombardeando dentro de esa garganta, sosteniendo su cabeza, empujando en su garganta con cada brote.

Es tan crudo, es tan sexo sucio, es tan PERFECTO que Takeru siguió corriendose mas, La boca de Daisuke no se distinguía bien, todo era agua, era saliva, eran lagrimas saliendo de sus ojos hinchados, en su garganta se podia divisar la forma de la polla de Takeru.

Daisuke estaba a punto de perder la conciencia, su cabeza suena a agua, El sonido en sus oídos es como el rugir del océano se está ahogando, pero a Takeru no le importa, para él el momento es tan cálido y él está relajado que ni siquiera le importa.

Daisuke Lentamente, vuelve a tener conciencia, su cuerpo siente hormigueo, su mente se tambalea y Takeru no puede estar mas unido y atraido por él de que lo está ahora mismo.

  • Valorar relato
  • (2)
  • Compartir en redes