Sexo con maduras

Del trabajo a su cama

Tiempo estimado de lectura del relato 9 Número de visitas del relato 31.363 Valoración media del relato 8,75 (28 Val.)

RESUMEN

Justo después de mi almuerzo estábamos los dos solos en la oficina y me ofrecí hacerle masaje. Los dos de pie, yo ya estaba algo duro de la pija, mi excitación me llevó a ponerme más cerca de ella y mi respiración en su espalda causó algo en ella cuando de repente sentí que ella…

Desde siempre me gustaron los relatos eróticos y soy muy lector de relatos de mujeres maduras me he sentido muy atraído por este tipo de mujeres, pero nunca me atreví a hacer mayor cosa y es porque siempre he sido muy tímido. Les cuento algo más sobre mi tengo 32 años tengo soy rellenito me gusta vestirme muy bien con ropa de marca, mido 1.70 y soy muy adicto al sexo tengo novia y es una mujer muy candente como yo es muy celosa y por eso hemos tenido muchas peleas, pero esa es otra historia.

Lo que les quiero contar paso hace dos años yo trabajaba de maestro en el área de informática de un colegio privado en la capital siempre he sido muy jovial bromista y llevadero en mi trabajo nunca he salido con conflictos de donde trabajo, en este trabajo casi solo me relacionaba con mujeres una de ella era la secretaria del colegio su nombre era Elena una mujer que tenía una cantidad de años trabajando en esa lugar era la secretaria como cargo, pero desempeñaba más que eso les cuento un poco más de ella, su hija menor se casó con el dueño y administrador de la institución ella entro a trabajar como la secretaria pero en el trascurso del tiempo se fue tomando más cosas para su trabajo a tal punto de ser la administradora en la parte administrativa ella es una mujer normal no es una extravagante casi ni se maquilla, poco culo pero un par de pedazo de tetas que wauw son copa 42 D grandes, pero ella sabía cubrí muy bien, una estatura normal, de carácter muy enojada explosiva y mandona mis compañeras de trabajo la tenían por enojada y amargada, tuvo dos hijas las cuales ya estaban casadas y solo vivía con su marido un entrenador personal 11 años menor  que  ella eso despertó mucho mi morbo hacia ella la veía con otros ojos.

Trabajé muy bien con ella nos llevábamos bien, ella me tenía mucho cariño teníamos una muy buena amistad, siempre me fijaba mucho en sus tetas y en su culo cunado por algún motivo se tenía que agachar cuando ya tenía dos años de trabajó me ofrecieron trabajar el turno de la tarde como parte de la administración de la institución y dije que sí, pasaba mucho más tiempo con ella en la oficina teníamos más comunicación y una mejor relación, un día me llamaron que no ella no llegaría a abrir y q si yo podía hacer algunas cosas que le correspondían a ella, ese mismo día por la tarde me di cuenta que estaba hospitalizada que tenía una como parálisis en la mitad de su cuerpo, era porque se dio cuenta que su marido tenía otra mujer y que se iría de su casa eso la impacto mucho pasa unos meses mal muy intermitente y recurrente de estar en el hospital, después de unos meses ya estaba más estable  con muchos achaques, uno de esos era un fuerte dolor en la espalda, yo al verla muy mal un día me ofrecí hacerle un masaje me gusta, cuando le hacia los masajes me la paraba ahí sentada en su silla del escritorio, y así hice muchas veces al sentir su piel me excitaba en uno de esos masajes que se había hecho de rutina.

Justo después de mi almuerzo  estábamos los dos solos en la oficina y me ofrecí hacerle masaje  los dos de pie yo ya estaba algo duro de la pija mi excitación me llevo a ponerme más cerca de ella y mi respiración en su espalda causo algo en ella cuando de repente sentí que ella se hecho hacia atrás de mí y pego su culo contra mi pija yo me asegure que la  sintiera bien como me la tenía, ella se quedó ahí por unos rato sintiendo como mi verga se acomodaba en su culo, nos separamos y no me dijo nada yo me quede con mi verga muy tiesa y ella se fue al baño, yo regrese a mi escritorio y fue algo raro de mucha incertidumbre esa tarde, regresaron los demás compañeros de trabajo de almorzar y me quede pensativo.

Cuando Elena regreso se quedó como extrañada pasaron las horas ya era hora de salir casi siempre nos quedábamos los dos de ultimo y eso esperamos cuando se fueron todos ella se acercó a mí me dijo

- hijo ¿Qué paso?

¿Por qué estabas así?

-Usted me puso así

-pero como si estoy vieja y fea

- no está para nada vieja y fea usted no es

No le gusto sentirme

-pues eso es lo jodido que me gustó mucho

El agarre de la mano y se la puse en mi pija y me dijo

-hay que rico esta esto

Y me la comenzó a tocar yo estaba muy prendido y con ganas de sacar mi paquete, cuando solo sentí que me dio la espada y comenzó a ponerme el culo en la pija, comencé a meterla las manos debajo de la blusa y sentir ese par de tetas que me tenía loco por comérmelas ella suspiraba y pujaba se dio la vuelta y nos besamos yo la basaba con mucha pasión acariciaba sus caderas y ella me decía

-no paremos y….  una de mi hija va a pasar por mi…. relajémonos

Pará ya no sigamos

Yo ya la tenía sin blusa solo en sostenedor y acariciando ese par de tetas, cuando suena la bocina del carro de la hija que ya la llegaban a traer nos acomodamos y salimos a como pude ocultando mi bulto saludé a la hija de ella y me despedí de ella y nos fuimos.

Me fui a mi casa con un dolor en los huevos de la excitada que tenía, entre a mi cuarto a correrme una paja, solo así sentí saciedad de mi dolor de huevos me acosté todavía tenía dura la pija, como pude me dormí

Por la mañana me fui el trabajo y por lo general casi no la veía por la mañana, pero la fui a buscar y no estaba pregunte por ella y me dijeron que llegaría más tarde, ya era hora de estar en la oficina y la vi estaba algo molesta (pero eso es normal en ella) pensaba que era por mi culpa que había pensado en lo que paso y que pasaría algo raro, pero bueno, se puso a mandar unas documentaciones y mando a dos de mis compañeros a fuera de la oficina, pero eso eran cosas de rutina, a mí me pidió unos archivos que necesitaba, cuando llegue a dejarle los archivos una de mis compañeras le se estaba despidiendo de ella que había pedido permiso para la tarde y me di cuenta que estaríamos solos en la oficina mi morbo se puso a volar, y pensé este es el momento, cuando quedamos solos llegue donde ella estaba sentada y me dijo 

-tenemos que hablar de esto

Esto no está bien… no podemos seguir haciendo esto aquí

-vamos a un motel (le dije)

La comencé a acariciar y besar y la calenté tanto que tomo el teléfono y le llamo a mis compañeros y les dijo que cuando terminaran con el papeleo se fueran porque ya no habría nadie en la oficina, pedimos un taxi y dijo que no iríamos a un motel que iríamos a su casa

Cuando llegamos entramos muy tranquilos y adentro fue muy delicioso nos fuimos besando hasta su cama, caímos los dos besándonos y comencé a quitar su blusa tenía un sostenedor blanco de encaje que se lo arranque me moría de ganas de perderme en esas hermosuras de tetas se las comía todas baje por su estómago hasta su vientre desabotone su pantalón y lo comencé a quitar un rico cachetero con encaje blanco que hacia juego en su sostén le abrí las piernas y se lo saque despacio pude ver su rica y mojada panochita que esta una muy abundante mata de pelos me incruste con mi cara en es ricura y solo la escuchaba pedir más cuando sentí todos su sabor en mi era un gran orgasmos (que después me confeso que tenía más de 7 meses de lo su esposos y antes de eso hacía 4 meses que no tenían sexo) estaba que eran un volcán me acostó en la cama y saco mi calzones mi pija salto la acariciaba se la metió a boca cosa en la que no era muy buena pero hizo su lucha, se puso sobre mí y me comenzó  a besar yo me acerque a su oído y le pregunte que si quería q me pusiera un condón y me dijo que ella le gustaba más así que no me preocupara que quería sentir mi leche adentro me calentó  se montó y comenzó a subir a bajar sobre mi verga disfrutaba tanto que cuando sentí ya estaba con un orgasmo más, oírla gritar y gemir me puso a punto de acorrerme la puse boca arriba y me monte sobre ella la penetre me movía rápido que me corrí adentro su vagina votaba la lechita estábamos cansando me dijo que me dejaría limpia la verga me la mamo y cuando sentí mi verga esta en medio de esas dos grandes tetas que ya me tena a mil yo estaba acostado le pedí que se pusiera de espaldas a mí y me dijo que por el culo no que ella eso nunca lo ha hecho le dije que tranquila que por si panochita, nunca le habían dado así le gustó mucho sentir la verga que muy rápido ya estaba prendiéndose que le pedí que fuera más lento así hizo y comencé a sentir esa panocha deslizándose sobre mi verga apreté sus nalgas y de tan excitada que estaba ni sintió que jugaba con la entrada de su culo en un momento acelero el ritmo y comenzamos a corrernos juntos ella se movía como loca y quedo ahí ensartada hasta que mi verga se salió por si solo me conto que era la primera vez que acababa 3 veces en su vida dormimos como una hora y me tenía que ir me dijo que había sido el mejor sexo de su vida y que quería más.

Comparte este relato

3842
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios. Información. Si sigues navegando, entendemos que las aceptas. Aceptar