INICIO » Categoría » Confesiones de una gatita

Confesiones de una gatita

  • 1
  • 4.458
  • 8,75 (8 Val.)
  • Esta gatita es muy traviesa desea leche caliente en su boca

    Una noche una gatita entra por la ventana ve dormido a su dueño mmm se lame los labios, lo observa, está envuelto con una sábana blanca suavemente y despacio lo va retirando de su cuerpo ese hombre no siente lo que su gata hace.

    Una vez retirado la sabana ella nota que está desnudo boca para arriba con su polla flácida eso se arregla fácilmente jijiji mmm

    Gatita se acerca toma entre sus manos la polla y hace unos masajes suaves, esta gata esta desnuda, sin sostén ni braguita, a los pies de su dueño con sus pezones duros y su coño húmedo ggrr ggrr ggrr ronronea porque se da cuenta que mediante los masajes proporcionados la polla comienza a cobrar vida y de a poco ella se lo mete a su boca, su lengua juega con la cabecita mmm, la puntita esta rica muy muy rica, después baja a los huevos, escucha gemir y jadear a su dueño lo está disfrutando, ella se toca, se mete unos dedos en su cueva caliente y sigue chupando hasta que siente la primera corrida, es cálida, baja por su garganta mmm delicia, sigue con su faena... De repente el señor despierta toma del brazo a su gata y de un golpe la acuesta en la cama y le susurra a su oído “es mi turno” dibujo una sonrisa gatita.

    El dueño primero besa sus labios su cuello ella esta retorciéndose de la excitación, el señor recorre con sus manos sus pezones, los chup,a le pasa su lengua, baja más a su ombligo y si llego allí, a su coñito depilado, lo saborea mmm chupa su almeja caliente húmeda aahh!!! Aahh!! Aaahh!! “Siii señor, soy suya” dice la gata caliente retorciéndose de placer...!!!

    • Valorar relato
    • (8)
    • Compartir en redes