Nuevos relatos publicados: 0

El amigo de su hijo (II)

  • 7
  • 21.355
  • 10,00 (2 Val.)
  • 0

Julia se levantó y se lavó la cara, Oliver la cogió de la mano y la arrastró a su habitación y la estiró en la cama.

- por favor no sigas - le suplicó Julia - no podemos seguir con esto

Oliver le quito los zapatos y los aparto a un lado y le subió la pierna y le beso el pie.

- Como te huelen los pies, eres gorda y marrana - le susurró él

Oliver intento quitarle los pantalones y Julia cerro las piernas intentando evitarlo, pero Oliver tenía mucha fuerza y le quito los pantalones luego la camisa.

- Déjame… soy una mujer decente - le pidió ella con lágrimas en los ojos

Oliver le abrió las piernas y le beso los muslos mientras Julia le ponía las manos en la cara pese a saber que eso no lo detendría y él le quito las bragas y le abrió las piernas.

- A ver como tienes el chocho marrana - le dijo mientras le paso un dedo por la raja - . Julia soltó un lamento

- Tienes el chochito bien mojado - le exclamó Oliver - que marrana que eres

- Suéltame - le grito Julia cerrando las piernas

Oliver cogió su móvil le hizo una foto a Julia y luego hizo ademán de llamar.

- ¿Qué haces? - le grito Julia

- Voy a llamar a tu hijo y le voy a contar lo bien que me chupa la polla su madre y como la tengo en la cama con el chocho calentito.

Julia le tapo la boca con una mano y con la otra intentó quitarle el móvil.

- No hagas eso - le suplicó dócilmente

Oliver la miro desafiante y dejo el móvil encima de la mesilla y le pego un cachete en las nalgas, Julia soltó un grito.

- Ábrete de piernas cochina - le ordenó él

Julia lo miro y empezó a abrir las piernas lentamente hasta mostrarse espatarrada delante de Oliver que llevo los dedos a su coño y empezó a abrirle los labios.

- Que chochito más mojado y calentito que tienes gorda - le murmuró Oliver, Julia se retorció y soltó un grito de exclamación mientras Oliver le metió un dedo y inició un movimiento de entrada y salida.

- Tienes el chochito muy apretadito… ¿tú crees que mi rabo te va a caber en el chochito?

Julia hizo un gesto negativo y se llevo las manos a la cara mientras que el dedo de Oliver entrando y saliendo de su coño le comenzó a arrancar suspiros profundos. Oliver se sentó entre las piernas de ella y intensifico lo movimientos metiéndole también otro dedo.

- Como te estas poniendo cachonda gorda - le increpaba él mientras Julia empezó a retorcerse en la cama y de su boca asomaba algún grito placentero.

Oliver se agacho y le abrió bien las piernas y le mordió los muslos y comenzó a lamerle el coño suavemente, Julia soltó un gruñido y arqueo las piernas.

- como te huele el chocho - le dijo él - éstas muy salida gorda

Julia no podía disimular que estaba caliente y no quería demostrarlo, pero Oliver notó la excitación de ella porque cada vez tenía el coño más mojado.

- ¿Quieres que te folle gorda? - preguntó él sin obtener respuesta más allá de unos suspiros profundos de Julia

Oliver se levantó y le paso el glande por la raja del coño y Julia emitió un grito y sus piernas temblaban y le volvió a pasar el glande otra vez y la penetró con la punta, Julia le puso las manos en el pecho y soltó otro grito.

- Te voy a follar marrana… no te resistas - le exclamó él y la penetro con fuerza, Julia tembló y soltó un alarido y sus manos se agarraron al cuello de él y Oliver la volvió a penetrar con fuerza varias veces

- Tienes el chochito muy cerrado - se excusó él - te voy a dar lo que necesitas marrana

La polla de Oliver empezó a deslizarse en el coño de Julia que se llevo las manos a la cabeza y cerró los ojos e instintivamente arqueo las piernas y facilitó las penetraciones que cada vez eran más profundas y constantes. Julia empezó a jadear con fuerza y sus piernas a temblar y sus tetas a moverse. Oliver le retorció los pezones y eso arranco un gesto placentero de ella.

- Te vas a correr gorda - le dijo él - voy a hacer que te corras… porque te gusta que te la meta… tu marido no te follaba así.

Julia miro morbosamente a Oliver, no quería decirle que su polla le llenaba el coño, no como la de su marido y la forma en cómo la estaba tratando y hablando soezmente la estaban poniendo muy cachonda y no pudo reprimirse y se le abrazó al cuello y tuvo su primer orgasmo con él.

Oliver le saco la polla, la levanto y ella se quedo abrazada a él temblando, había tenido un orgasmo muy potente. Él se estiro en la cama y la obligo a ella a ponerse encima de él.

- ¿quieres que te siga follando? - le susurró al oído

Julia no dijo nada, pero echó su culo hacía atrás buscando que la punta de la polla de él se introdujese en su coño y cuando ya la tenía dentro soltó un grito placentero, puso las manos en el pecho de Oliver y comenzó a montarlo lentamente.

- Tu hijo no va a saber lo marrana que eres - le exclamó él con una sonrisa provocadora

Julia se echó hacía delante y busco su boca y le dio un beso en los labios y le dio la lengua y comenzaron a morrease, Oliver la agarró por las nalgas y empezó a moverlas.

- muévete gorda - le ordenó él - cada vez me gusta más tu chochito

- Si mi hijo no se entera de nada… follare contigo - le propuso ella con una sonrisa burlona

- ¿te gusta que te folle gorda? - le preguntó mientras la agarraba por la cabeza

- Tu rabo me llena el coño y me vuelve loca - le contesto ella - fóllame cabrón

Oliver le agarro las tetas y le mordió los pezones y ella se agitaba con intensidad.

- solo follabas con tu marido - le preguntaba

- He sido una mujer muy tonta… fóllame bien follada - le pedía ella

Oliver la levanto de la cama y la agacho y ella sin pedírselo se llevó la polla a la boca y comenzó a chupársela mientras él la miraba sonriendo.

- Que polla que tienes cabrón - le dijo ella descaradamente - ¿te gusta que te la chupe así?

- Así marrana pónmela bien dura y te follare bien follada

Oliver la levantó, la giro y le pego la cara y sus tetas contra la pared, le separo las nalgas y la penetró con dureza, ella se apoyó con las manos en la pared y soltó un grito placentero.

- Te han follado alguna vez así - le dijo él

- No - contesto Julia - Fóllame tú

- Te voy a follar donde nunca te han follado - le exclamó él - vas a ser una mama muy mala

Oliver la comenzó a follar intensamente mientras la agarraba por la cintura y Julia chillaba placenteramente y sus tetas se movían violentamente y él paro y Julia soltó un grito de desaprobación y se giró.

- ¿qué te pasa cariño? - le pregunto ella

- Pídeme que te folle gorda - le grito él mientras le agarraba la barbilla con la mano

- Fóllame no me dejes así - le suplicó ella - métemela mi niño

Oliver sonrió burlonamente mientras la penetraba profundamente, tenía a la madre se su amigo donde él quería y en ese momento es cuando empezó a someterla.

- métemela hasta el fondo - le pedía ella - quiero sentirme muy guarra

- Voy a abrirte el chochito gorda…. Solo te voy a follar yo

Julia gritaba placenteramente, Oliver la cambio de posición y la llevo al borde de la cama le subió una pierna y ella se apoyaba con las manos en la cama y comenzó a follarla de nuevo y Julia empezó a chillar otra vez.

- Grita gorda… voy a follarte toda la noche

- Cabrón me vas a reventar el coño… exclamaba ella - nadie me ha follado así

Julia empezó a temblar de nuevo y Oliver al notarlo la agarro fuertemente por las caderas y la follo intensamente.

- me voy a correr - le anunciaba ella - me estas matando

Julia tuvo un orgasmo salvaje y se estiro encima de la cama y se quedo un rato temblando mientras de su coño emanaba una gran cantidad de fluidos. Julia se giro y se quedo sentada en la cama con la respiración entrecortada y una mirada avergonzada, el amigo de su hijo la estaba follando como nunca se imagino que podían hacerlo. Oliver la observaba con la polla tiesa y empezó a masajearle las tetas y ella respondió agarrándole la polla con la mano.

- Vamos gorda quiero volver a follarte - le susurró Oliver

- Me duele el coño - le respondió ella sonriendo - la tienes muy grande

- Venga gorda dame tu chochito - le rogó él

Julia se echo hacía atrás en la cama y apoyo su cabeza en la almohada mientras se abría de piernas y con sus dedos se abría los labios del coño, Oliver se abalanzo suavemente encima de ella, la penetró y empezó a deslizarse dentro de su coño, Julia se agarró al cuello de él.

- Vas a hacerme tu putita - le susurraba ella al oído - métemela hasta el fondo

Oliver sonreía placenteramente, la madre de su amigo se dejaba someter a su voluntad.

- Dámela toda - le pedía ella totalmente deslenguada y fuera de sí - fóllate a la mama de tu amigo

Oliver le subió las caderas y Julia arqueo las piernas y comenzó a embestirla con fuerza y profundidad, Julia estaba en trance gritando sin parar, no podía comprender cómo un chaval de 24 años podía follarla de aquella manera tan experta y provocarle tanto placer.

- Te voy a dejar satisfecha marrana - le decía él mientras sus lenguas se fundían en un morreo

- Cómo siento tu polla cabrón - jadeaba ella - la notó en el fondo de mi coño

- No aguantó más - le avisó él - me voy a correr

- No te corras dentro de mi - le pidió ella - córrete en mi boca

Una cosa que ella no había dicho es que a su marido no le dejaba correrse en su boca. Oliver se puso de rodillas al lado de ella y le metió la polla en la boca y él empezó a temblar y se corrió dentro de ella que recibió y se trago su semen caliente, le agarró la polla con las dos manos y le lamio todo su tronco limpiándole los fluidos de su propio coño.

- Ábrete de piernas - le ordeno él - te voy a hacer algo que tu marido no te hacía y le metió dos dedos en el coño y empezó a meterlos y sacarlos con rapidez y intensidad, Julia le agarraba la polla con fuerza y empezó a sentir un placer enorme

- ¿Qué me éstas haciendo? - pregunto ella mientras se espatarraba encima de la cama

- Te estoy haciendo un squirting marrana - le dijo él mientras le metía y sacaba los dedos con fuerza - ¿Es la primera vez que se lo hacen a tu chochito?

Julia asintió con la cabeza mientras le mordía el tronco de la polla y empezó a temblar.

- Sácame los dedos por favor no te soportó - le suplicó ella intentando cerrar las piernas

Oliver se abalanzo encima de sus piernas y las mantenía separadas con sus codos mientras seguía los movimientos con los dedos.

- vas a ver cómo te vas a correr marrana - le gritó él

Julia empezó a temblar y arquearse y su mano cogió la almohada y al mordió mientras se corría salvajemente y notaba como una gran cantidad de liquido salía de su coño, era la primera vez que se estaba meando al tener un orgasmo.

Julia se quedo temblando un buen rato y se levanto se fueron a duchar, cambio las sabanas y se quedaron dormidos placenteramente.

(10,00)