INICIO » Orgías

Nuestra amiga argentina con tres chicos que justo conoce

  • 5
  • 5.151
  • 9,00 (3 Val.)
  • 0

Ya les conté, este verano estoy re zarpada, no estoy de novia y haciendo cosas que jamás me imaginé hacer. La cosa es que ayer, porque estoy sola, ya no me estoy dando tanta bola con ‘mi grupo de amigos del verano’ a pesar de que los veo.

Bueno la cosa es que el día estaba más o menos, pero estaba embolada, y así con la bikini me fui a caminar, hasta que se me acercan dos chicos y me empiezan a chamullar (yo, y esto es verdad, jamás le doy bola a desconocidos cuando me empiezan a chamullar), pero la verdad es que no se, tenían algo especial, me hicieron reír, me supieron llevar, la realidad es que sabían bien como hacer ¡eso!, tendrían entre 20 y 22 años, para ser sincera no estaban nada mal.

La cosa es que después de no sé cuánto tiempo de chamullarme y yo de poco ir aflojando terminamos tomando un clericó en el parador de un balneario.

Nada, ahí sí, empezamos a hablar (cosas que seguramente como digo siempre no les interesa mucho que les cuente) ya se habían hecho las 20 h., y como siempre, mi vieja rompiéndome las bolas, me empieza a mandar whatsapp para ver donde estaba, y que ya que se iban de la playa, le digo: “nada, me encontré con unos amigos y ahora voy a la carpa”

Los pendejos (porque para mí eran pendejos, yo tengo 24 ellos entre 20 y 22, pero yo aparento menos de lo tengo) me dicen: “Caro, no te copa que vayas a tu balneario, agarras las cosas que tengas, te pasamos a buscar por ahí y vamos a casa, a comer algo, total estamos solos”

Chau, otra vez me quieren coger entre los dos, pero la verdad, no estaban nada despreciables y en vez de quedarme sola como una boluda en casa les dije que si (tantos me cogieron que uno o dos más, no me hacía nada)

La cosa es que voy a mi carpa, mis viejos ya se habían ido, y me di cuenta, y como a veces, como digo siempre soy ¡muy boluda!, me di cuenta que solo tenía ¡una remera!, ¡nada más! Y como siempre digo tengo que pagar lo que me cuesta vivir así, le mando un whatsapp a mi vieja, le digo que nos juntamos, con unos amigos y una de las chicas me presta ropa (obvio mentira).

Me pongo solo la remera, estaba casi en bolas, pero esas cosas, esa intriga de mostrarme así, me calienta, ¿me explico?

Me voy a la entrada del balneario y ya me estaban esperando los chicos (que estoy segura que dudaban si iba a ir o no, pero todo esto es más fuerte que yo), pero lo peor es que estaban en una de esas camionetas chicas (Yo no entiendo nada de autos, con una sola cabina y chiquita), me siento en el medio de los dos (porque así me hicieron sentar) y cuando me senté, prácticamente quede solo con la bikini.

Ah, los chicos, para que me entiendan se llamaban Benja (el que manejaba) y Tomy (su amigo).

Estábamos los tres re apretados, sentía sus piernas como la rozaban con las mías, y yo como siempre me dejaba, hasta que Tomy, ya con la calentura que nos estábamos agarrando me parte la boca de un beso, lo dejo, le meto la lengua hasta la garganta y Tomy mientras manejaba, me metía las manos en mi entrepierna, y también me dejaba, hasta que sobre la bikini, llega a mi conchita que estaba re mojada, así hasta llegar a su casa.

Así, hasta que llegamos a la casa de Tomy, ¡y nooo!, cuando llegamos estaba su hermano, pensé ¡TRES PIJAS PARA MI!, ME VAN A MATAR, PERO ¡NO ME IMPORTABA! (No me había dicho que tenía un hermano, la verdad es que tampoco se lo pregunté)

La cosa es que llegamos a su casa y nada, como digo siempre “hay que romper el hielo” pero los guachos lo hicieron ¡enseguida!

Benja, me parte la boca de un beso, mete la mano por debajo de la remera, llega a mi conchita que ya estaba re mojada, mientras Tomy y el hermano (Fede, me empiezan a poner en bolas).

Benja y Tomy se tiran en la cama, les empiezo a chupar la pija a los juntos (como podía) mientras Fede empieza a probar mi colita (digo me la empieza a probar, para ver si me gustaba que me la hicieran por ahí), y como siempre no le digo nada, me di cuenta que agarro un lubricante, para que me duela menos, me pone un dedo, dos, hasta que como siempre, mientras me entretenía chupando esas pijas me empieza hacer la cola, hasta que los chicos primero me llenaron la boca de leche, se las seguí chupando hasta dejárselas bien limpitas, y Fede me lleno la cola ¡de leche!

Para ser el primer polvo estuvo muy bueno, nos quedamos todos juntos, se las empiezo a tocar (como hago siempre) y cosa que nunca hice de a poco se las iba chupando a los tres, ¡cómo podía!

El que más parada la tenía era Benja, y obvio, hago lo que más me gusta, me la clavo en mi concha y empiezo a saltar sobre esa pija hermosa, me inclina, sobre su cuerpo, Tomy, como puede me empieza a meter la pija en la boca y también como puedo se la chupo y Fede se empieza a entretener con mi cola, me pone de nuevo el lubricante y después la pija.

Un placer total, tener a tres pijas ¡para mi solita!, hasta que me hicieron ¡acabar!, ellos no, no acabaron.

Me quedo recostada en la cama y le las empiezan a meter en la boca, y de nuevo mientras se la chupaba a uno lo pajeaba a otro y así hasta que entre los tres me llenaron la boca de leche, me ahogaron con toda la leche, pero me la trague igual. Hasta dejárselas bien limpitas.

Como siempre a casa muy tarde no podía volver, (ya habían pasado varias noches que no iba a dormir), me llevaron a casa.

Obvio que me pidieron mi celular y ni en pedo se los di, pero seguro se van a aparecer en el balneario buscarme.

Bueno, esas si, son las cosas que me gustan, bah, este verano, me estoy yendo al carajo, porque es la primera vez que hago esto con chicos que recién conozco.

(9,00)