INICIO » Categoría » Hetero

Relatos Eróticos

Hetero

de 46 «

Deseo cumplido

Mi deseo y hambre de sexo me ha llevado a un sitio en la que no esperé nunca estar, a algunas personas les falta sexo, más a mí, me sobra, ingresé al círculo exclusivo de ejecutivos
  • 5
  • 4.903
  • 9,69 (13 Val.)

Susana, la guarrilla de mi instituto

Con el tiempo empezamos a llamarla Susana la guarrilla. Susana te hace una mamada por 5€, te la chupa tan bien y si le ofreces 10€, incluso se traga tu lefa. Aunque los rumores corrían, yo no la había visto nunca en acción y tampoco conocía personalmente a los que habían usado sus servicios
  • 13
  • 8.476
  • 9,79 (19 Val.)

Conocí a una chica por Internet

Después bajé a su tripa y antes de llegar a su coño, me desvié a sus muslos, como ya le había dicho alguna vez, cuando nuestras conversaciones eran solo fantasías. Besé cada parte de sus muslos antes de dirigirme a su órgano más preciado. Para entonces ella estaba húmeda, muy húmeda
  • 10
  • 4.246
  • 9,80 (10 Val.)

Nuestra amiga argentina con un pendejo que visita Argentina

Voy al living y lo agarro de la mano y lo llevo a mi cuarto, me dice que estoy loca, le digo que estamos solos, me dice que es una locura y le digo vos sos una locura pendejo hermoso, y me mete un beso
  • 13
  • 4.265
  • 9,33 (6 Val.)

Sigue, fóllame, párteme en dos

Una noche de cacería. Busco sexo. Y lo encuentro en un desconocido. Una sesión de placer inimaginable
  • 8
  • 8.643
  • 9,68 (19 Val.)

El destape de Valeria

Toda santa, toda señorita delicada tiene su demonio sexual adentro, solo se deben saber tocar las teclas adecuadas para disfrute de terceros
  • 7
  • 7.128
  • 9,50 (16 Val.)

A nuestra amiga argentina se la follan por boluda

Me decía, mirá la hija del doctor lo putita que es, sos muy putita Te gusta cómo te cojo y yo a todo le decía que sí, que era una puta, que me gustaba como me cogía, bueno fue algo rápido, yo como siempre acabé enseguida y después él
  • 6
  • 5.324
  • 9,20 (5 Val.)

Cita con una escritora de relatos (Parte 2- Final)

Yo estaba sentado, desnudo también y acariciando mi hombría que ya estaba muy dura. Núria se agachó para hacerme una mamada y empezó a chupar mis huevos, mi polla, mientras se tocaba el coño con una de sus manos y se ponía de espaldas a la cámara, dando una imagen de su culo que Mario agradeció
  • 7
  • 5.430
  • 9,85 (13 Val.)

Religiosos a solas (Parte 1)

Después de un buen rato dándole guevo bien duro, la puse en cuatro patas porque me encanta verle el hueco del culo mientras me la cojo por el papo. La jalé del pelo y seguí dándole como si no hubiera mañana
  • 6
  • 7.646
  • 9,80 (15 Val.)

Dentro de ti

Oír como tus jadeos crecen. Crecen en intensidad. Empiezas casi a chillar. Y eso me excita. Tus gemidos escandalosos me calientan. Provocan mi excitación
  • 3
  • 5.773
  • 8,57 (7 Val.)

Gracias a los vagones del metro

A cada brinquito de los vagones ella me aplastaba un poquito, meneaba despacito el culo, muy despacito, como el espacio le permitía pero qué rico ritmo llevábamos caray. Yo la tenía muy firme y ella seguía el juego en silencio
  • 4
  • 10.379
  • 9,68 (22 Val.)

En la tienda de lencería

Me encanta mostrarme, pero esta vez sí me pasé un poquito, nada más
  • 10
  • 9.114
  • 9,15 (13 Val.)

Historias de oficina (Temporada 2 – Capítulo 2)

Conocemos más de lo que pasa en la vida de nuestros personajes. Cada uno de ellos choca de frente contra el resultado de sus errores
  • 20
  • 5.076
  • 9,17 (6 Val.)

Cita con una escritora de relatos

En este relato os cuento la historia que viví con una escritora de relatos para que veáis que los milagros existen
  • 7
  • 6.417
  • 9,33 (9 Val.)

Nuestra amiga argentina se prostituye por afición

Me miro al espejo y si, tenía toda la pinta de trola, con esa pollera que apenas me tapaba la cola, y sigo pensando, si me animaré a pararme así en una esquina y ver qué onda, y lo de siempre, esa adrenalina que empiezo a sentir, y que no me deja pensar
  • 4
  • 6.778
  • 8,91 (11 Val.)

El huésped

En resumidas palabras, cualquiera me puede, tan solo debo saber que le gustó sexualmente y ya podría cogérmelo
  • 4
  • 8.750
  • 9,25 (20 Val.)

Mercedes y yo en la cabaña

Me encantaba como se veía mi pene dentro de su vagina, rodeada de una gran melena de alocado pelo rubio. Me excitaba cada vez más al ver como sus tetas saltaban con ella y caían
  • 4
  • 9.661
  • 9,55 (20 Val.)

Nuestra amiga argentina se pone celosa

Entonces le bajo los pantalones, me arrodillo y se la empiezo a chupar, la verdad es que me maté para que fuera la mejor chupada de su vida, le pasaba la lengüita por el glande muy despacito, la besaba, le besaba los huevitos y se los acariciaba
  • 4
  • 6.003
  • 8,83 (6 Val.)

El último viaje

Al empezar a frotar mi mano contra su vagina ella empezó a gemir con bastante intensidad, mientras seguíamos besándonos, y cuando metí mis dedos dentro de ella, sentí como no pudo aguantar más y se vino
  • 7
  • 7.893
  • 9,68 (19 Val.)

Follando en la feria

En una feria puedes comer jamón y gambas, beber manzanilla y rebujito. Pero cuando esa bebida hace efecto, la pasión se dispara
  • 10
  • 7.807
  • 9,82 (17 Val.)
de 46 «